Inicio Embarazo El trabajo y el embarazo

El trabajo y el embarazo

0
12

Una mujer embarazada en un trabajo habitual que no requiera muchos peligros puede trabajar seguir trabajando incluso hasta el propio día del parto, o incluso antes, todo dependerá de la embarazada. Sin embargo, hay que tener en cuenta que no se deben hacer muchos esfuerzos en el trabajo y hay que cuidarse, pero también que el embarazo no es una enfermedad ni un impedimento para trabajar.

En un trabajo que exige mucho esfuerzo se pueden realizar cambios durante el tiempo del embarazo para poder adaptarse tanto al trabajo como a la nueva situación. Hay que tener en cuenta que si se hacen muchos esfuerzos en el embarazo se pueden dar complicaciones que pueden llevar hasta la pérdida del hijo en el peor de los casos, aunque más bien partos prematuros. Bajo ningún concepto se debe continuar en un trabajo que pueda poner el peligro del bebé, como cerca de sustancias tóxicas.

Hay que contar con toallitas húmedas, enjuague bucal, agua y toallas en el trabajo. Cuando se encuentre indispuesta hay que ir al baño a refrescarse y volver recuperada. Más tarde, aparecerá la fatiga, las distracciones y otras incomodidades, por lo que se recomienda avisar de la situación para que lo tengan en cuenta. También es recomendable pedir consejo o experiencias a otras mujeres de la empresa que hayan pasado por la compañía, si las hay.

Si es necesario, se recomienda que se permanezca en el trabajo, mientras sea posible, sino no, o incluso si se puede permitir el lujo de no trabajar en esos momentos puede pedir una baja.

En el trabajo que ser productiva, ofrecer un buen rendimiento pero sin esforzarse ni hacer grandes sacrificios. Hay que beber mucho y hacer las pausas que sean necesarias, sentirse bien, evitar el estrés y disgustos por trabajo, y apoyarse en compañeros y compañeras de trabajo si se puede.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

 

Ver tambien

Roncar en el embarazo se relaciona con presión arterial alta

Un estudio acaba de indicar que las mujeres que empiezan a roncar en el embarazo son las q…