Un nuevo estudio del equipo científico español coordinado por la profesora de la Universidad de Granada Cristina Campoy por medio del proyecto Nutrimenthe que se encarga de descubrir los efectos de la dieta sobre el rendimiento mental de los niños ha llegado a la conclusión de que las embarazadas con un nivel adecuado de ácido fólico en los meses de gestación ofrecen una mayor estructura mental de los hijos que hace que sean más inteligentes.

Las mujeres embarazadas con niveles no adecuados de ácido fólico en la gestación acaban teniendo hijos con dificultades de conductas a nivel externalización e internalización, por lo que es necesario controlar a las mujeres con deficiencias de ácido fólico, especialmente a las mujeres con diabetes gestacional o obesas que son las que tienen estas deficiencias al final del embarazo.

La nutrición y alimentación de la madre desde siempre ha influido en el desarrollo de los hijos, también en su neurodesarrollo y capacidad de procesamiento y capacidades visuales, por lo que es necesario controlar especialmente la dieta y la alimentación de las mujeres embarazadas, teniendo en cuenta que el ácido fólico es muy importante.

Han afirmado que los alimentos como brócoli o los suplementos de ácido fólico pueden ayudar a mantener niveles adecuados de ácido fólico en el embarazo.

Se están valorando 25000 niños de distintos países europeos para descubrir si ingerir ácidos grasos tiene efectos beneficiosos en la formación del cerebro de los niños, el estudio parece llevar a que el ácido fólico es muy importante en el embarazo, ya que ayuda a favorecer la estructura cerebral para que los niños sean más inteligentes, aunque habrá que esperar a que este proyecto Nutrimenthe finalice, que lo hará en el 2013.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here