Cólicos en el embarazo

Autor

Categorias

Compartir

Durante el embarazo, el abdomen de la mujer se somete a muchas presiones y cambios, lo que puede dar lugar a molestias que se pueden deber a ciertos factores y a trastornos estomacales comunes en esta época o incluso cólicos con vómito, dolor o otros síntomas.

colicoembarazo

Generalmente, las digestiones pesadas suelen dar lugar a dolores en el abdomen, especialmente en el embarazo, especialmente porque las hormonas en esta época hace que el tejido de los intestinos se relaje y el paso de alimentos sea más lento dando lugar a varias molestias y a gases.

Se puede dar lugar a dolor o cólicos de duración hasta dos días a principios del embarazo, siendo también en el segundo trimestre cuando los ligamentos y músculos que sujetan el útero se estiran.

También se pueden dar cólicos en la vesícula, ya que los tejidos de la zona se encuentran más relajados y se pueden dar lugar a piedras que obstruyen la salida de la bilis, dando lugar a cólicos con dolor abdominal.

Hay que indicar, para quien no lo sepa que el dolor cólico es un dolor intermitente con varios grados de intensidad que se dan en el abdomen, y puede ser de distintos tipos según su origen.

Para evitar los cólicos se debe comer bien y evitar bebidas con gas, aunque en ocasiones sólo hay que intentar aguantarlos. De todas maneras, es necesario consultar con el médico por si hubiera que tener algún tratamiento o pueda dar alguna recomendación, pero sobre todo para que tras esos cólicos no se esconda otra cosa. Es normal sentirlos durante el embarazo, pero si se siente un dolor fuerte que no desaparece o hay algún síntoma importante como el sangrado o cualquier complicación se debe consultar con el médico.

Compartir